Magia (microcuento)

(foto de aquí)



- ¡Oh, me ha arrancado la nariz! ¡Oiga, devuélvame mi nariz! -le gritó un pequeño al mago callejero-.

- Lo siento, ahora es mía.

- Pero... pero... ¡ la necesito! -volvió a implorar el pequeño-.

- Yo también la necesito, me viene bien para elaborar unas cuantas fórmulas y pócimas...


Y el mago desapareció por entre los arcos de la plaza, y el niño quedó confuso, entre la multitud de la plaza buscando su nariz.
Hasta que de pronto encontró una flor de azahar, la tomó entre sus manos y se impregnó de su olor.


19 comentarios:

Martín dijo...
25 de abril de 2009, 6:00  

Hermoso microrrelato! Siempre me gustó ese truco de la nariz. jaja Saludos

Druida de noche dijo...
25 de abril de 2009, 20:58  

Muy bueno. La imaginación sustituye la nariz. ¿Imaginar un amor sustituye el corazon?

Sureña dijo...
26 de abril de 2009, 23:18  

¿Micro? ¿Estás segura? :)

Me has hecho sonreír...
Mi padre me hizo un millón de veces lo de la nariz y yo siempre caía :)

Besitos, Maximaga

Carlos dijo...
27 de abril de 2009, 2:28  

La magia con aromas de azahar le devolvió la naríz, y una sonrisa,
al rapazuelo y a todos nosotros.
Como dice Sureña ¿micro? Mas bien has escrito una pócima entrañable :)
Un fuerte abrazo!

AdR dijo...
5 de mayo de 2009, 13:24  

La sensibilidad a flor de piel, eso tienes. Aunque ya lo sabías, porque te conoces mejor que nosotros te conocemos.

Mi tío me hacía ese truco cuando yo era pequeño. Ahora se lo hace a sus nietos :)

Es un mago mudo, es más listo que nosotros... no le hacen falta las palabras :)

Besos.

Eria.. dijo...
14 de mayo de 2009, 10:07  

Que tierno y que dulce tu cuento... además no pudiste acertar más con el aroma. Y me sacaste una sonrisa son ese viejo juego... me gustó leerte, veinteañera. Besitos varios.

Elisabeth dijo...
15 de mayo de 2009, 2:16  

hola,es muy bonito el relato los niños y su inocencia...


besitossss

belita dijo...
20 de mayo de 2009, 17:51  

Que chulo, me he vuelto pequeñita, pequeñita y me han vuelto a robar la nariz.

:)

pati dijo...
22 de mayo de 2009, 9:28  

Te confesaré algo: Nunca me acabó de gustar ese truco ;) Pero no así el olor del azahar. Eso sí que me trae bonitos recuerdos...

Una mágica variante.Besitos :)

Σ=o) Pau dijo...
29 de mayo de 2009, 21:41  

Los sentidos puede que vengan como parte del ser humano, pero hasta que no los utilizamos y los mezclamos con los recuerdos, permanerán dormidos esperando quien los despierte :)
Mi senntido más desarrollado es el olfato y esa flor mmm... debe haber sido no solo maravillosa sino eterna ;)

besotes ronroneados en mi abrazo ^_^

belita dijo...
22 de junio de 2009, 9:42  

Mira que hace años, pues sigo "enafadada" con mi tio porque cada vez que venia a casa se quedaba con mi nariz ;)

Joseba Morales dijo...
18 de julio de 2009, 16:41  

Genial el cuento, evocador como pocos... Azahar, confieso que no conozco el olor del azahar... Pero ese juego me devolvió a los seis años¡¡¡¡

Un abrazo para todos

Genial el descubrimiento de este blog¡¡

Deep Loving Feelings dijo...
28 de julio de 2009, 19:00  

Me encanto!! Esta muy bueno!
Simple, pero muy interesante.
Besote grande :)

Masakoy dijo...
5 de agosto de 2009, 10:51  

Ese truco lo haces ahora a las mil de la noche y te curte más de una/o. Mira que dejarles sin nariz

Con magia y yo sin enterarme.

hasta el infinito y más allá

Astaroth dijo...
10 de agosto de 2009, 19:24  

gracias por devolverme a la niñez, un abrazo.

verdial dijo...
26 de agosto de 2009, 19:04  

Cuanta sensibilidad.

Besos y sorprendida por esta maravilla de blog que no te conocía.

Mary dijo...
16 de octubre de 2009, 17:48  

Rodar sobre sí mismo es la estrategia más antigua que existe para así esconder el dolor del momento.

Y los niños...los niños unos ca**** que no dejan nada en el secreto.

un besito

no comments dijo...
10 de diciembre de 2009, 14:35  

Qué tierno! cuántas veces nos habrán hecho ese truco de pequeño...

Me puso melancólico.

Un saludo indio

Luciano dijo...
12 de enero de 2010, 22:06  

Hola Carlos. Bienvenido.
Me alegro de tener un amigo común (Pati).
Es el argumento no sólo Italia y es, sin duda vinculada a la pobreza.
Para pagar siempre son los más débiles. También creo que en el vigésimo siglo el racismo primera ya debería descartarse por completo. Gracias por los elogios y saludos a Pati


Un saluto dal Salento (Italy)

Publicar un comentario